Actualidad

Zonas recreativas de la Desembocadura del río Millars

A lo largo de la Desembocadura del Millars hay una serie de zonas que se han habilitado como zonas recreativas, de forma que se pueda disfrutar del Paisaje Protegido y de sus valores de forma organizada y sin poner en peligro la flora y la fauna. Estas zonas son:

Ribera de Santa Quiteria

En la zona cercana a la ermita de Santa Quiteria, en la ribera que queda entre el puente medieval y el Pantanet, hay habilitada una zona recreativa que cuenta con columpios para l@s niñ@s, mesas y bancos de madera para poder sentarse y comer, y porches con información de interés sobre el Paisaje Protegido. Esta zona se encuentra en un pinar, que garantiza la presencia de sombra y6 una temperatura agradable incluso en verano. Asimismo, se encuentra fácilmente accesible desde el río, mediante la escalera de piedra situada cerca del puente medieval.

Les Reballadores

"Les Reballadores" eran el antiguo azud de Borriana, la infraestructura que retenia el agua para su aprovechamiento para riego. También en esta zona encontramos el partidor o “Casa de les Reixes”, que separaba el agua de riego que correspondía a cada municipio, y en la parte superior de esta estructura está la Finca del Millonari, una antigua casa señorial. Al tratarse de una zona con un elevado valor patrimonial, y que al mismo tiempo es fácilmente accesible desde el núcleo urbano (siguiendo la Calle de les Boqueres hasta el final) se decidió instalar mesas y bancos en esta zona, así como llevar a cabo una repoblación forestal con l@s niñ@s de Almassora para el Día del Árbol, con el fin de crear zonas de sombra. El resultado es una zona recreativa ideal para pasar el rato con l@s amig@s o la familia, mientras se disfruta de un paisaje natural rico en elementos patrimoniales y vegetación de ribera.

Lagunas artificiales

Esta zona se creó para paliar los efectos del déficit hídrico que sufre el río Mijares debido a la contención de sus aguas en los pantanos de Arenós, Sitjar, Maria Cristina, El Pantanet y varios azudes. Esta falta de agua supone un grave problema ecológico, ya que ha provocado la pérdida de una gran cantidad de biodiversidad, situación que se agrava más si tenemos en cuenta que el Mijares pertenece a la Red Natura 2000 como zona húmeda de especial interés para la biodiversidad y las aver migratorias. Por eso surgió la necesidad de encontrar soluciones viables, y finalmente se optó por construir estas lagunas artificiales que se alimentan con agua depurada. Las aves han agradecido el esfuerzo y se puede observar fácilmente cómo esta zona se ha convertido en una de sus favoritas. Respecto al equipamiento para humanos, se ha instalado una torre de observación desde la que se ven las tres lagunas, así como las aves que las habitan. También se han instalado mesas y se han realizado repoblaciones, con la colaboración de l@s niñ@s de Almassora a través del Día del Árbol, para hacer la zona más agradable y acogedora. Se puede acceder a esta zona directamente desde la Senda Verde, justo al pasar la EDAR de Almassora.